¿Qué esperar del regreso a clases en modo híbrido?

Antes de retomar las clases, es importante cuidar la seguridad de los dispositivos tecnológicos, tanto de las escuelas como de los alumnos, ya que con la educación remota en la ‘nueva normalidad’, los ciberdelincuentes se han encargado de actualizar sus técnicas y métodos para propagar ataques a este sector. Los investigadores de ESET, compañía líder en detección proactiva de amenazas, comparten cuatro aspectos que no deben pasarse por alto en el regreso a clases:

1. Mantener un diálogo abierto sobre lo que sucede en internet

Resulta muy importante establecer un vínculo de confianza entre adultos y menores. Lamentablemente, la violencia digital es un hecho frecuente, por este motivo es que los padres deben asegurarse de que sus hijos hablen con ellos sobre lo que les ocurre.  El teléfono es una herramienta que no solo brinda la posibilidad de obtener información de inmediato, sino que también permite estar en contacto con los chicos en todo momento. El regreso a clases de manera remota es una buena oportunidad para recordarles que el uso del internet debe ser el apropiado, tomando las precauciones necesarias y manteniendo un comportamiento responsable.

2. Protección eficaz

Los jóvenes están creciendo en un mundo donde el acceso a internet forma parte de casi todos los hogares, lo que significa que muchos de ellos pueden estar accediendo sin una buena comprensión de cómo funciona o cómo usarlo de manera segura. Desde ESET, se apuesta a la educación, ya que es la mejor forma para que puedan utilizar correctamente esta herramienta, pero también es importante instalar una solución de seguridad en los equipos de escritorio y en los dispositivos móviles para protegerlos de los peligros en la red. En línea con los cuidados hacia los más chicos, la compañía ofrece el ESET Parental Control para Android que permite ayudarlos a navegar online, administrar las apps y los sitios Web que visitan.

3. Uso de Redes sociales, fotos y geolocalización.

Compartir fotografías, videos, estados de ánimo, mensajes y demás, son actividades cotidianas entre niños y jóvenes, y con el regreso a clases seguramente se incrementan. Por lo tanto, se debe estar muy atentos a que usen las redes sociales de forma adecuada y consciente. Es muy importante hacer hincapié en la importancia de mantener los datos en privado, para no perder el control sobre los mismos. Otro aspecto para tener en cuenta con los teléfonos es la opción GPS de los dispositivos. Se recomienda no dar acceso a la ubicación a aquellas redes sociales u otras aplicaciones que puedan funcionar sin ella. Hay que revisar los permisos que se otorgan a las aplicaciones y revocar aquellos que no sean necesarios.

4. Concientización sobre los riesgos más comunes.

El phishing es actualmente uno de los riesgos más latentes en cuanto a seguridad cibernética. Los estudiantes, maestros y personal en general de las instituciones, están expuestos a hacer clic en enlaces maliciosos que pueden proporcionar a los ciberdelincuentes acceso a la red de la escuela y a información de valor. La mejor manera de contrarrestar ese tipo de riesgos es a través de la concientización y capacitación de los usuarios.

Educar y concientizar a los usuarios ayuda a crear una cultura de conciencia en cuanto a ciberseguridad, de igual forma hace que esas personas sean menos propensas a caer en estafas mediante correo electrónico. Los directivos de las escuelas deben asegurarse de que la infraestructura interna esté actualizada y cuente con protección avanzada en todos sus puntos finales, de modo que estén bien protegidos contra infecciones de códigos maliciosos, explotación de vulnerabilidades y otro tipo de amenazas”, recomienda Marielos Rosa, gerente de Operaciones de ESET Centroamérica.

ESET impulsa una iniciativa llamada Digipadres, un portal que tiene como objetivo acompañar tanto a padres como docentes en el cuidado de los niños en internet. A través de los materiales que se comparten se busca generar conciencia sobre los riesgos y amenazas del mundo digital, asumiendo un compromiso con la educación sobre Seguridad de la Información.