El e-commerce como clave para el desarrollo de la economía

La actual crisis provocada por la pandemia del COVID-19 ha revelado cómo las nuevas herramientas tecnológicas y digitalización de los distintos sectores de la sociedad son claves para que las personas sigan con sus rutinas de manera eficiente. En efecto, este nuevo escenario ha permitido acelerar el uso de modalidades como el teletrabajo, teleducación e incrementar la reconversión de servicios tradicionales y nuevos formas de operar, como se puede ver a través del empleo del e-commerce. 

Según datos entregados en las últimas semanas por la Cámara de Comercio de Santiago (CSS) y enfocado en el actual contexto, las ventas online crecieron durante los primeros días de mayo, alcanzando una tasa de crecimiento del 214% en 12 meses, consolidándose hoy como el principal canal de ventas por el cual los chilenos están realizando sus compras. 

Este innovador modelo de comercio en línea que lleva implementándose hace ya algunos años en el mercado del país, pero hoy sin duda, ha mostrado su apogeo. De acuerdo con Jonathan Namuncura, Analista de Soluciones Empresariales de IDC Chile, “ha permitido agilizar, dentro del escenario actual, las necesidades básicas de las personas facilitando una mayor incorporación por parte de los distintos actores del mercado chileno, como multinacionales, quienes ya llevaban empleando este modelo; pero sobre todo de Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes), quienes se han sumado a la digitalización de sus negocios, adquiriendo nuevos canales de ventas online”, declaró.  

Por otro lado, según datos obtenidos en marzo abril y mayo de los clientes de VTEX Chile, la plataforma digital que unifica todos los canales de venta para e-commerce, la categoría de comercio que más aumentó su porcentaje de ventas semanal online es la de alcoholes, alcanzando un peak semanal de 973%, seguido por Moda Adultos con un 487%; Electrónica, un 394%; Grocery, un 344%; y Moda Kids un 335. 

Para Álvaro Ramírez, Director de Negocios de VTEX Chile, el comercio electrónico ha tenido un ciclo de vida particularmente interesante en los últimos años, que ha llevado a que distintos actores que participan del proceso de compras online agilicen sus procesos. “Hay empresas que tenían como proyecto lanzar su e-commerce en un año más, y ahora tuvieron que hacerlo de manera rápida. Nosotros en conjunto con las agencias, tenemos la capacidad de lanzar comercios digitales en menos de un mes, tal como lo hicimos con Xiaomi o Whirlpool en México, y cómo lo estamos haciendo con otras grandes marcas en Chile”, relata el ejecutivo. 

Esta mirada es respaldada con datos de la Cámara de Comercio de Santiago. Durante el CyberMonday de 2019 se registraron transacciones por US$271 millones, y el CyberDay del mismo año inyectó US$258 millones a la economía. De acuerdo con el analista esto demuestra que en Chile hay una buena recepción y espacio para el desarrollo del e-commerce. 

Namuncura agrega que, frente a la emergencia sanitaria y al apogeo del comercio electrónico, “se muestra la necesidad de ir mucho más allá del uso tradicional de medio de pago, mutando el comercio del país a uno electrónico tal y como lo conocemos hoy en día”. 

Es por eso que, entendiendo el contexto actual, en el que las personas no pueden salir a comprar dado las medidas de confinamiento, hay un foco declarado en fortalecer los canales digitales para el retail chileno, donde, aunque grandes empresas y emprendedores ya se encontraban transformando digitalmente sus negocios, ahora están obligados a seguir empujando.