Así es la tecnología de las cámaras que detectan la temperatura corporal

Se trata de cámaras termográficas que ya están implementadas en comunas de Santiago y centros de salud en regiones, las cuales permiten medir la temperatura superficial de la piel de las personas, detectando así casos que sobresalgan de lo normal, de suma utilidad para fiscalización por la cuarentena total que regirá a partir de hoy viernes para 38 comunas y 7,4 millones de personas.  
 
Los avances tecnológicos han permitido desarrollar importantes innovaciones, que en relación a la actual pandemia que se vive a nivel mundial resulta de gran apoyo para la implementación de medidas preventivas en directo beneficio de las personas. 
 
Se trata de tecnología de punta que, por medio de cámaras termográficas, que ya están ubicadas en algunos municipios y centros de salud en Santiago y regiones, detectará temperaturas corporales elevadas en multitudes en movimiento con una precisión de hasta ± 0.3 ° C, lo que las hace adecuadas tanto para lugares públicos como privados. Junto con determinar una rápida medición, también es posible verificarla en varias personas al mismo tiempo, sin importar si están quietos o en movimiento. Se trata de una medición sin contacto que puede hacerse desde varios metros de distancia. 
 
“Esta solución térmica puede incorporar un dispositivo llamado blackbody, el cual genera un ambiente de temperatura de 40 grados en la zona de medición. Esto permite la autorregulación del dispositivo y, de esa manera, pueda distinguir entre la temperatura ambiente y la de una persona”, explicó Samuel Ramírez, Business Development Director de Hikvision Chile. 
 
El dispositivo está compuesto por un lente óptico y otro térmico, diseñados para detectar dentro de un área general a todas las personas que circulen en ella y realizar la medición de temperatura del borde de la piel siendo el foco entre la nariz y la frente, gracias a que cuenta con la capacidad de realizar reconocimiento facial.  “Esta cámara dual puede llegar a detectar la temperatura corporal de hasta 30 personas por segundo, en un rango entre los 1,5 y los 9 metros, aumentando la seguridad de quienes circulan por el sector. Además, esta tecnología es menos invasiva para la privacidad de las personas a las que se les toma la temperatura”, explicó el ejecutivo.