Forstall fue quien presentó el proyecto, lideró el equipo de desarrollo y dio la cara durante el lanzamiento del iPhone 5.

En junio, cuando Apple anunciaba los detalles sobre iOS 6, Forstall decía: “iOS 6 mantiene el rápido ritmo de innovación que está ayudando a Apple a reinventar el teléfono y crear la categoría iPad, ofreciendo la mejor experiencia móvil disponible en cualquier dispositivo. Estamos deseando que cientos de millones de usuarios de iOS prueben las fantásticas nuevas prestaciones de iOS 6, que incluyen la nueva app Maps”.

La semana pasada, cuando el escándalo de los mapas de Apple fue incontenible, el CEO de la empresa, Tim Cook, tuvo que escribir: “En Apple nos esforzamos por hacer productos de clase mundial que brinden la mejor experiencia posible a nuestros clientes. Con el lanzamiento de nuestros nuevos mapas nos quedamos cortos en ese compromiso. Lamentamos mucho la frustración que esto causó a nuestros clientes y estamos haciendo todo lo que podemos para mejorar Maps”.

Peor aún, Apple debió recomendar a los usuarios que mientras mejoran la aplicación usen alternativas como Bing, MapQuest y Waze. “O usen los mapas de Google o Nokia yendo a los websites y creando un ícono en la pantalla de inicio”, dijo Cook.

En medio de las declaraciones, en los EEUU buscan un responsable y éste parece ser Forstall.

Fortune recoge declaraciones de Jean Louis Grassee, quien fuera un reconocido ejecutivo de Apple durante la década de 1980: “La demostración de Forstall fue impecable, mapas en 2D y 3D, navegación vuelta por vuelta, flyovers espectaculares… pero no hubo una sola palabra sobre el estado de la aplicación y si tenía limitaciones, ningún viso de autocrítica, ninguna admisión de que Maps es un niño que necesita aprender a gatear antes de caminar, correr y después tomar ventaja sobre el líder Google Maps. En lugar de eso, nos dijeron que Apple Maps podría ser “el servicio de mapas más bello y poderoso que se haya hecho”.

El año pasado, recuerda Fortune, Bloomberg Businessweek dijo que Forstall tiene mala relación con el resto de los ejecutivos. Mencionó que figuras como Jonathan Ive, a cargo del equipo de diseño de Apple, y Bob Mansfield, vicepresidente ejecutivo, rechazan reunirse con Forstall sin Cook presente.

Y miembros del equipo de trabajo de Forstall no identificados dijeron a esa publicación que el directivo “se adjudica el éxito de los proyectos colaborativos y rechaza responsabilidades cuando hay errores”.

Si bien un producto como Mapas sin dudas pasó por muchas manos antes de comenzar a ser distribuido, Forstall es el responsable de la división de software iOS, es decir, quien seguramente tenga más responsabilidad.

Lo único cierto en todo el asunto es que los usuarios se siguen quejando por el nuevo servicio de mapas de Apple, basado en equipamiento de navegación holandés y en datos del productor de mapas digitales Tom Tom.

Existe un blog en donde las quejas encuentran los más insólitos errores en los mapas de Apple. Google por ahora dijo que no tiene lista la versión de su aplicación Maps para dispositivos con iOS 6.

Categories: Analysis

About Author

Write a Comment

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*